Las leyendas cortas también causan terror

El terror es uno de los géneros más llamativos de todos, puesto que este recurre a nuestros miedos más profundos para sacarnos un buen susto e incluso para dejarnos sin dormir un par de noches, puesto que estas nos llevan al límite, con una gran cantidad de elementos que nos pueden generar un gran terror, aprovechando la psicología humana para envolver a lector en una atmósfera terrorífica, la cual a medida que sigues leyendo se va intensificando más, cuando de un momento a otro puede ocurrir un evento inesperado, el cual puede generarnos algún grado de inseguridad, por lo cual siempre tendremos presente esta leyenda.

Sin embargo, existen muchas leyendas de este tipo que se caracterizan por ser extensas, manteniendo al lector por muchas horas mientras que termina de leer todo lo que ha sucedido, pero esto no quiere decir que las leyendas cortas de terror no puedan darte la misma experiencia que las leyendas largas, puesto que existen muchas historias basadas en hechos reales, que no se caracterizan por ser especialmente largas, pero si se caracterizan por poseer una atmósfera bastante tétrica, que puede llegar a perturbar hasta al más valiente, puesto que son leyendas en las que existen muchos elementos que nos llevan al límite, desde casas embrujadas, hasta asesinos seriales.

Por lo tanto, la próxima vez que vayas a leer una leyenda de terror, piensa que no por ser corta, no se trata de una leyenda realmente aterradora, puesto que en muchas ocasiones puedes tener un susto realmente grande con una leyenda bastante corta, sin necesidad de que sea una leyenda muy larga. Esto es debido a que en muchos casos las leyendas muy largas pueden aburrir a los lectores, porque la concentración se irá perdiendo poco a poco, siendo mucho más difícil mantener la atención de estos lectores, por lo que provocar un susto bastante grande en este tipo de leyendas puede ser algo bastante difícil, pero por el contrario, en las leyendas cortas si se puede dar un escenario más propicio para este tipo de experiencia, llegando así a causarnos un gran susto que nos dejará sin dormir unas noches.